¿Qué es el hacktivismo?

Un “hacktivista, neologismo formado por la palabra hacker y activista, sería aquella persona que no sólo se apropia de la tecnología y de su potencial, sino que además da un giro político a su praxis al compartir el conocimiento sobre su funcionamiento con otras personas”. (Acevedo, 2020: 28). Con este concepto podemos observar una dualidad que se complementa entre sí, ya que, ahora los llamados hackers no sólo utilizan la tecnología para sus propios intereses, sino que buscan luchar por sus ideales al combinar el activismo con sus conocimientos sobre la tecnología. Esto genera una nueva manera de aprovechar los avances tecnológicos y los medios de comunicación a favor de los movimientos sociales.


Con anterioridad no se concebía una relación directa entre el activismo y las prácticas hackers, pues hasta hace algunos años eran considerados como criminales por el hecho de utilizar la tecnología en su propio veneficio. Este prejuicio de alguna forma también se ve alimentado por películas de Hollywood, al retratarlos como ladrones que sólo les interesa el dinero y la información que les sea de utilidad, lo cual conlleva a generar desinformación sobre el mundo y la vida de los hackers.


“Los movimientos hackers/hacktivistas van generando sus propias posibilidades de crear y documentar su historia, no dependen de las grandes corporaciones ni mucho menos del ámbito académico para tener visibilidad.” (Acevedo, 2020: 32). Precisamente, al no depender de grandes corporaciones para hacerse escuchar es que los hacktivistas forman su propio camino y abren sus propias oportunidades, y una de las principales actividades que llevan a cabo es el continuo cuestionamiento sobre lo ya establecido por la sociedad, dándoles un punto de vista diferente y fresco a los temas que se desarrollan en la sociedad actual.


De esta manera, les dan voz a los movimientos sociales para una mayor difusión de sus objetivos y abren oportunidades para expresarse en medios de comunicación que tal vez no pueden alcanzar. En este sentido, hace algunos años los medios más importantes para dar a conocer aspectos importantes o información sobre movimientos sociales eran la radio, la televisión y el periódico por ser los medios más accesibles para la mayoría de la población, pero ahora son complementados con el Internet y todas las posibilidades que vienen con su uso. Esto da una mayor amplitud al alcance de los movimientos sociales.


Dentro del contexto feminista, como Acevedo menciona, “el movimiento hackfeminista abre la pregunta por el rumbo de la técnica y la agencia que puede surgir en la creación de sistemas de cuidado común, advirtiendo que el conocimiento técnico no se limita a la programación o a la informática” (2020: 35). Esto sucede por el deseo de que esta técnica y sistemas que se crearon y vislumbraron desde el surgimiento de los hacktivistas, no se puede ver sólo desde un punto de vista, ya que el hackfeminismo está enfocado en retomar el espíritu del hacker, pero desde una perspectiva de género, y más ahora que se le está dando la importancia debida no solo a las mujeres, sino a todos los integrantes de la comunidad LGBTTIQ+.


“También, desde el hackfeminismo se (re)escribe la historia del hacktivismo y se reconstruye otra narrativa del archivo y la memoria” (Acevedo, 2020: 36). Precisamente desde la perspectiva de poder hacer un Internet más feminista o que se pueda tener un mejor acceso a la información sobre sus luchas ganadas y las que están en proceso, como las marchas o la información de mujeres que a lo largo de la historia se han dejado de lado o definitivamente fuera de la historia patriarcal. Así, las hackfeministas reconstruyen la memoria de aquellas mujeres que han quedado sin voz hasta ahora.


Los movimientos feministas se pueden visibilizar a través del uso del Internet, a través de las redes sociales y de plataformas como YouTube, Facebook, Instagram, Twitter y Tik Tok, las cuales no sólo sirven para informar, sino también para visibilizar y conservar de una manera más directa con las personas interesadas en el tema. Esto ha permitido la transformación de los pensamientos y concepciones que se tienen sobre el feminismo y el hackfeminismo y, por consiguiente, de las acciones que se han tomado para obtener resultados para una mejor calidad de vida de todas las mujeres y de todas las personas.

Referencias

Acevedo, S.

2020 El hacktivismo y la cuestión de la técnica. Tintable: México.


*Por: Jaqueline Flores

13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Ante un contexto de violencia donde las mujeres se enfrentan a luchas cotidianas dentro y fuera del Internet, expuestas a ataques, al acoso, a la brecha de género y a la filtración de información, en